sábado, 2 de septiembre de 2017

BERENJENA ESTOFADA AL ESTILO CHINO YÚ XIANG


BERENJENA ESTOFADA 

AL ESTILO CHINO YÜ XIANG

Hace unos días fuimos a comer con nuestros chicos a un restaurante chino, por la zona de Arturo Soria.
Hacía ya tiempo, que nuestro hijo mayor, nos comento que había comido en un restaurante chino muy rico, nos comento que la comida era distinta, al típico chino, pues utilizaban muchas texturas distintas y la materia prima era de muy buena calidad, el precio nos comento, también es diferente, viendo que nuestro chico mayor, llevo a su hermana pequeña con el un día, y quedo muy gratamente sorprendida, por qué la gusto, nos decidimos todos a probar la experiencia.
Tenemos un hijo con una curiosidad culinaria increíble, y le gusta conocer todas las cocinas del mundo, la pequeña nuestra, ya es otra historia, pero su hermano con paciencia, la va mostrando lo que el conoce, moraleja, las parejas de ambos, también son arrastrados y sus sufridos padres, les vamos a la zaga.
Al final todos vamos investigando poco a poco en nuestros diferentes viajes, platos infinitamente distintos a nuestra cultura.
Este plato que yo he intentado copiar, es uno de los preferidos de mi nuera, de este restaurante.
Lo llaman berenjena al estilo Yü Xiang, que es una región del centro de china, donde se cocina con bastante picante.
Como evidentemente en el restaurante, no me dieron su receta, he intentado buscar en internet y hay diferentes formas de prepararlas, aunque todas ellas llevan unos ingredientes comunes, que yo he añadido, luego la he dado mi toque personal.
Cuando vinieron nuestros chicos a comer hace unos días, le dije a mi nuera cierra los ojos y abre la boca, que quiero que pruebes, una cosa y me dijo ¡Está muy rico¡ Pero no adivino que es, parece berenjena, pero no estoy segura y claro me di cuenta, que no había copiado la receta exacta, pues no la adivinó. ¡Ilusa yo¡
Luego me explicaron nuestros chicos, que en la receta original, queda mucho más cocida o guisada, sin contar, que me faltó algún ingrediente secreto y la salsa de pescado china.
Pero dado que les gusto y es muy versátil, como entrante o acompañamiento de carnes y pescado, os la pongo, por si os atrevéis a probarla.

Ingredientes:

2 Berenjenas.
1 Puerro.
1 Trocito de Jengibre.
Sésamo al gusto.
2 C/S de Aceite de Oliva de 0'4º ó de Sésamo.
3 C/S de Salsa de Soja.
3 C/S de Vinagre de Módena (Mejor si es vinagre de arroz).
1 C/S de Miel o Azúcar Morena.
1 Guindilla de Cayena.
1 C/S de Salsa Perrins (la auténtica lleva salsa de pescado).
Sal al gusto.  
1 Vaso de agua. 
OPCIONAL: 
Curry.
Comino.

Preparación:

Se pelan las berenjenas se les añade sal y se dejan que suden unos minutos, sobre un plato, soltarán líquido, esto se hace por si amargan, luego se pasan bajo el grifo y las secamos con papel. 
Lavamos bien el puerro, lo secamos y partimos en trozos pequeños. 
En la misma sartén donde vamos a cocinarlas, añadir 2 cucharadas de sésamo y tostarlo a fuego lento 2 minutos ¡Cuidado no se queme¡ Sacarlo y reservarlo, para el final.
En la misma  sartén honda o Wok si tenéis, se añaden 2 cucharadas de aceite y sofreímos el puerro, cuando está pochado, se añade, la guindilla y el jengibre, rehogamos, y añadimos  la berenjena, que puede ser cortada en tiras o en trozos, hacerlo a vuestro gusto, rehogamos bien, si es necesario, se añade otra cucharada de aceite, a su vez, se añaden las 3 cucharadas de salsa de soja, y las 3 del vinagre elegido, la cucharada de miel o de azúcar moreno y seguimos rehogando y por último la cucharada de salsa de pescado, como yo no tenía la puse salsa perrins, que es la más parecida a la suya, pues entre sus ingredientes, dice que lleva, anchoas y pescado, seguimos rehogando y se añade 1 vaso de agua, mezclamos y dejamos que reduzca, hasta que quede espesa.
Aquí yo cuando la vuelva a repetir, añadiré, un poco más de agua y las dejaré más tiempo cociendo, yo las tuve a fuego lento 15 minutos, cuando ha reducido, se le añade por encima es sésamo tostado.
Aguantan preparadas 3 ó 4 días perfectamente, se pueden tener cocinadas y servir como entrante o acompañamiento.
Las repetiré, no lo dudéis, pues a mi me gustaron mucho, no serán exacta al estilo  Yü Xinag, pero dan el pego, os lo aseguro, luego a lo largo de la comida, decían, no son las mismas mamá, pero están muy ricas.
La receta es una mezcla de picor y dulzor, y la mezcla es muy interesante. 


lunes, 28 de agosto de 2017

MANTECADOS MANCHEGOS




 MANTECADOS - MANCHEGOS

Estos mantecados, se preparan muy rápidamente, no necesitan levadura, ni tiempos de levados, se estira la masa, se forman y al horno.
Nos aguantan en una lata de galletas varios días y nos dan la posibilidad de tener algo dulce y rico, para ofrecer en una sobremesa o merienda a los nuestros o a unos invitados.
Son ideales para regalar, vamos a prepararlos.

Ingredientes:

400 Gr. de harina.
200 Gr. de Manteca de Cerdo.
70 Gr. de Azúcar glass.
120  Gr. de Vino Moscatel ú otro dulce.
Azúcar blanca para envolverlos luego, el necesario, al gusto.

Preparación:

Sacamos todos los ingredientes, sobre la encimera o mesa y pesamos todo, dejamos la manteca a temperatura ambiente, para poderla trabajar.
Y la Harina de trigo blanca se tamiza, vamos, que la pasamos por un colador.
La azúcar glas, yo la preparo en casa con un molinillo de café, que tengo sólo para eso, si trituramos nuestro azúcar, ya tenemos el azúcar glas.
El autentico azúcar glass comprado, lleva una parte de almidón, pero no es necesario y así engordan menos.  
En un cuenco grande se pone la manteca y se mezcla con el azúcar glass, hasta conseguir una mezcla suave,   y se va añadiendo de poco a poco el vino dulce ¡Ojo¡ Se añade un chorrito, se mezcla y hasta que no está todo integrado, no añadimos, otro chorrito de vino, hacerlo poco a poco, hasta conseguir una mezcla homogénea, y se va añadiendo la harina poco a poco.
La harina la podemos tener tamizada, con antelación, o lo hacemos, en el momento de añadirla.
Cuando esta toda la harina añadida en el bol, hacemos una bola y la volcamos sobre la encimera o mesa, sobre una pizca de harina. 
Amasamos un poco con nuestras manos, plegando la masa sobre si misma y estirando, golpeándola sobre la encimera, nada 3 minutos y rodamos sobre si misma y hacemos una bola y la ponemos en un bol, que antes, le habremos puesto pizca de harina y se tapa la masa con papel film transparente y la dejamos en el frigorífico, para que endurezca unos 30 minutos.
Mientras, buscamos el cortador de pastas que nos guste, si no se tiene, vale una copa pequeña de cristal.
Se prepara mientras la bandeja del horno con papel vegetal.
Y se va precalentando el horno a 190 º calor arriba y abajo, unos minutos antes, de sacar la masa del frigorífico.
Cuando sacamos la masa del frigorífico, ponemos harina sobre la encimera, para que no se pegue la masa y se  extiende con un rodillo, se deja un grosor de un centímetros aproximadamente  ó un poco más y con el corta pastas, vamos haciendo nuestros mantecados y los vamos poniendo sobre la bandeja, con papel que tenemos preparada.
La masa, que queda, volvemos a juntarla, sin manipularla excesivamente, se estira nuevamente y seguimos haciendo mantecados. 
Al introducirlos al horno bajamos la temperatura a 180º parte central ¿Tiempo? Depende del grosor de vuestros mantecados y de vuestro horno, de 20 a 30 minutos, tienen que quedar ligeramente dorados.
Los míos los tuve 30 minutos.
Con estas cantidades, salen 2 bandejas de horno, la masa restante se guarda envuelta en el film transparente, para que no se ablande, mientras, se hornea la primera hornada.
Preparamos un plato hondo con azúcar, para envolver nuestros mantecados, en ella.
Cuando están dorados, se sacan y se envuelven en azúcar. 
Hacemos lo mismo con la segunda hornada.
Y una vez fríos, se guardan en lata de galletas  y duran muchos días; Mirar mis fotos del paso a paso.
Estoy segura, que os saldrán tan ricos como los míos. 

Moliendo mi Azúcar

Añadiendo por último la harina


Formando una bola


Formando los mantecados


Poniendolos sobre papel de hornear

Ya horneados y con el azúcar preparado para rebozarlos







miércoles, 23 de agosto de 2017

LOMO DE CERDO ASADO Y CON TODO LO QUE IMAGINÉIS


LOMO DE CERDO ASADO 

Y

 CON TODO LO QUE IMAGINÉIS 

Si encontramos un buen trozo de
Cinta de Lomo, no podemos dudar y hay que comprarlo, luego ya pensaremos la forma de como lo vamos a preparar.
Hay varios acompañamientos e
ingredientes que lo hacen muy
sabroso, yo suelo acompañarlo en la mayoría de las ocasiones con algo dulce y en una gran mayoría de ocasiones, le añado unas patatas panaderas, luego unas especies un buen coñac y al horno, se asa en poco tiempo y nos dura en el frigorífico toda una semana.
Nos soluciona, comidas y cenas, se añade a una ensalada, como relleno de una pizza, lasaña etc, también congela muy bien.
Podemos hacer unas lonchas muy finas y rellenar un sandwich.
Vamos que ahora en verano, se asa un buen trozo y nos saca de muchos apuros en la semana.
Yo os voy a poner más abajo diferentes acompañamientos, de diferentes días en que lo he preparado.

Ingredientes:

1 Buen Trozo de Cinta de lomo.
Sal al Gusto.
Pimienta al gusto.
Romero.
Tomillo.
1 Copa de Brandy o Vino.
Manteca de Cerdo.
1 /2 Vaso de Agua.
1 C/S de Aceite de oliva de 0'4º.
OPCIONAL: 
2 C/P de Salsa de Soja.
2 C/P de Miel.
1 C/P de Mostaza.
2 Patatas.
Ciruelas.
Dátiles.
Orejones.
1 Tomate.
3 Manzanas. 
1 Batata. 

Preparación:

El tamaño de la pieza a comprar, va a depender de  cuantos seáis ó si lo queréis, para tener para varias ocasiones, como me sucede a mí o del trozo que sale asado, cortar una parte y congelarlas, para dentro de unas semanas, ya tener otro día una comida.
Yo cuando veo un trozo grande que está bien de aspecto y de precio le compro, hay otras ocasiones, que solo compro uno más pequeño, pero porque no le veo buena pinta.
La preparación, se lava bajo el grifo y se pone en la fuente que vayamos a llevar al horno.
Se le añade sal y pimienta, por todos sus lados, y todas las hierbas que más os gusten,  a mi el romero y el orégano, me gusta el sabor que le aporta, pero es vuestra decisión, si queréis añadir otras.
Yo suelo añadirle salsa de soja, añado unas gotas por encima y le pincelo con ella, por ambas caras, hay otras ocasiones, que lo hago con mostaza, luego le añado un par de cucharadas de miel y le envuelvo todo el trozo con ellas y hay ocasiones, que pongo las dos, la soja y la mostaza.
Antes de introducirlo al horno le pongo una copa de brandy y unos trozos de manteca de cerdo.
El acompañamiento unas veces solo unas patatas panaderas.
Las parto en lonchas gruesas, las pongo sal y un poco de romero por encima y unas gotas de aceite y van en la misma bandeja.
En alguna ocasión le pongo un tomate partido, eso hace que la salsa, tenga buen sabor.
En casi todas las ocasiones, le añado ciruelas, dátiles etc.
Cuando no tengo estos frutos, lo que hago es hacer una:
Compota  de manzana, ¿Como? Pelando 3 manzanas, las hago trozos, les añado azúcar morena y con un poco de mantequilla, en la sartén, se caramelizan, en 10 minutos, la tengo lista, o también la podemos hacer ésta compota en el microondas.
Otra opción dulce es: Asar al mismo tiempo envuelta en aluminio una batata, que previamente la hemos lavado y pinchado con la punta de un cuchillo.
Como podréis observar, siempre me gusta acompañar este lomo con algo dulce. 
A quien no le guste, con las papas panaderas, les puede servir.
Precalentar el horno a 200º calor arriba y abajo.
Al Introducirlo al horno, hacerlo en la bandeja central, los primeros 15 minutos lo dejo a la misma temperatura, luego lo bajo a 180º.
Cuando está dorado, se da la vuelta, y lo mismo las patatas y ciruelas o dátiles.
Cuando vemos que las patatas, están asadas, las sacamos a un plato y las tapamos.
Cuando sacamos las patatas, es cuando se añade un poco de agua, como medio vaso y seguimos asando nuestro lomo, hasta que le vemos dorado por ambas caras. el mio :
15 minutos a 200º y luego 50 minutos a 180º, pero depende del volumen, esta carne, en cuanto está dorada, por ambos lados, esta bien asada.
A la hora de servirlo, se trocea en lonchas finas y se acompaña, con lo que más os guste.
Seguro que lo disfrutáis.
                                                         
Con Compota de Manzana
Con batata Asada








Asandolo con poco de todo



 
 



 

martes, 22 de agosto de 2017

PAN INTEGRAL DE AVENA Y ESPELTA



PAN INTEGRAL DE AVENA

 Y ESPELTA

Mira que con este calor, encender el horno, da un poco de pereza, pero la verdad hacer pan en casa es muy gratificante, yo lo he amasado primero con mi amasadora y luego en la encimera a mano, no puedo resistir, hundir mis manos en la masa, plegar, estirar, es como cuando éramos pequeños y jugábamos con la plastilina.
Además con el calor la masa sube más rápido, solo hay que tener en cuenta, que si es un pan que necesita levados, como éste, no hay que hacerlo con prisa.
Pero bueno yo tengo en mi blog, panes, que se hacen en 40 minutos, los que llamar pan para vagos, o pan súper rápido.
En ésta ocasión, a la harina de avena, que no es otra cosa que la avena triturada en un procesador en casa, le he añadido distintas harinas integrales, de espelta y de trigo, queda bien de todas las maneras, solo es necesario conseguir una textura moldeable, y que no se pegue a las manos.
Con esto os quiero decir, que cada harina es un mundo, por lo tanto las cantidades pueden variar en cada casa, para asegurarnos, vamos poco a poco añadiendo la harina al final.
El sabor muy rico, crujiente por fuera y tierno por dentro.
Vamos a hornear.

Ingredientes:

210 Gr. de Harina de Avena.
105 Gr. de Harina Integral de Trigo.
100 Gr. de Harina de Espelta, puede ser de Trigo Integral.
1 C/P  de Sal.
325 Gr. de Leche Desnatada Tibia.
1 Sobre de Levadura Liofilizada de Panadero.
1 C/S de Aceite de Oliva de 0'4º.
2 C/P de Miel.
OPCIONAL:
1 C/P de Canela.
1/P de Jengibre en Polvo.
Semillas para decorar, como Lino, Sésamo.

Preparación: 

Ponemos a calentar 30 segundos la leche en una jarra en el microondas, yo puse desnatada, puede ser entera.
Sobre la leche tibia, ponemos el sobre de levadura de panadería ¡Ojo no royal¡ Mezclamos bien, añadimos también 2 cucharaditas de miel y dejamos reposar unos minutos y mientras vamos pesando las harinas o moliendo la avena, si previamente no la teníamos preparada. 
En unos 10 minutos la mezcla de leche y levadura, suele hacer espuma, eso significa, que se ha activado la levadura, si no fuera así, tampoco sucede nada, a esta mezcla, se le añade, la cucharada sopera de aceite y unas cuantas cucharadas de la avena molida, mezcla y añadir el resto de las harinas, la sal, el jengibre y la canela.
Amasar con amasadora o en un bol y luego en encimera.
Amasar, hasta que al hundir un dedo enharinado, la masa vuelva a su sitio.
La dejé levar, unos 45 minutos tapada, hasta que  duplicó tamaño.
Cuando ha duplicado, se vuelca la masa en la encimera y con la ayuda de los puños, sacamos el gas, esto se llama desgasificar una masa, luego volvemos a plegar un par de veces, rodamos haciendo una barra o dos o tres, o las que os parezcan.
Luego se ponen sobre papel vegetal sobre la bandeja de horno, se añade,  una pizca de harina por encima y  las tapamos con un paño limpio y las volvemos a dejar levar unos 30 minutos. 
Se precalienta el horno a 200 grados.
Antes de introducir al horno se pueden hacer un corte con un cuchillo afilado y con un spray añadir agua y poner por encima, semillas o avena en hojuelas.
En mi horno en bandeja central 40 minutos.
El pan delicioso crujiente por fuera y blando en el interior.
Tapado dura un par de días y congela muy bien. 







 

jueves, 10 de agosto de 2017

NIDOS DE PASTA AL HUEVO CON VERDURAS DE TEMPORADA Y NATA

NIDOS DE PASTA AL HUEVO

CON VERDURAS DE TEMPORADA 

Y NATA 

Este es uno de esos platos, que comienzas a prepararlo, con la idea de añadir, solamente ingredientes de temporada, vamos hortalizas de la huerta, verdura de la época, como queráis llamarlas.
Y luego llega mi marido a la cocina y me dice, ¿Solamente le vas a poner verdura? Que tristes van a quedar  y el abre tan ufano el frigorífico y me dice, ¡Nena, tenemos un paquete de bacón y otro de jamón¡ Y con fecha de próxima caducidad ¿Por qué no los añades? Si tu te quieres cuidar, no los comas, me dice muy serio, déjamelos rehogado en un plato aparte.
Y ala yo en plan sufridora, le digo, venga, que sí que te lo rehogo y claro al final yo también caigo, que sacrificios los justos y luego te dice, ultimamente los tomamos con tomate ¡Anda mira, tenemos nata, que también caduca pronto¡ ¡Que casualidad¡ 
Os prometo que yo pensaba prepararlos solo rehogados con verduras de temporada, solo que al final fui añadiendo algunas cosas más.
Todos sabemos lo versátil que es la pasta y depende de si estamos o no a dieta, la podemos comer de forma sana sólo con hortalizas o le podemos añadir infinidad de ingredientes.

Ingredientes:

Para 2 Personas:
1/2 paquete de Nidos de Pasta al Huevo.
1 Berenjena.
1/2 Calabacín.
1/2 Pimiento Rojo.
6 Espárragos Trigueros.
1/2 Puerro.
3 Cucharadas de Aceite de 0'4º.
Sal al gusto.
Pimienta al gusto.
OPCIONAL: 
1 Paquete de Bacón.
1 Paquete de Jamón en Tiritas.
Pimentón de la Vera al gusto.
Pistachos Molidos al gusto. 
1 Brick de Nata para cocinar.

Preparación:

Pelamos, lavamos y secamos con papel todas las hortalizas, que vayamos a añadir y las cortamos en trozos pequeños o tiras.
Dependiendo de lo grande que sean el calabacín, berenjena o pimiento, pondremos 1 unidad o media, si estamos cocinando para dos personas.
En una sartén se pone una cucharada de aceite y se van rehogando a fuego lento las diferentes verduras.
Yo voy rehogando de una en una y las voy sacando a un plato y sin mezclarlas, cuando saco una de la sartén añado otra cucharada de aceite y añado la siguiente.
Si vamos a rehogar el bacón y el jamón, se hace sin nada de aceite, pues ello ya suelta grasa suficiente.
Cuando se tiene todas las hortalizas y demás rehogado, es el momento de poner la pasta a cocer.
El tiempo el que indiqué el fabricante, o depende de si os gusta al dente o más cocido, probarlos antes, de apagar.
Mientras se cuece la pasta, ponemos en una cacerola 1 cucharada de aceite y rehogamos medio puerro troceado, pochamos a fuego lento y añadimos una pequeña cantidad de las verduras que ya tenemos rehogadas anteriormente ¡Esto se hace, para que la nata coga todo su sabor¡ Mezclamos bien, añadimos un poco de pimentón, rehogamos rápidamente ¡Cuidado que no se queme¡ Y añadimos el brick de nata, mezclamos y añadimos la pasta, que ya tendremos escurrida, ¡Ojo sin pasarla ésta por debajo del grifo¡
Aquí ahora, se añaden las especies o complementos que más nos gusten, como la  pimienta,  y yo he añadido también pistachos molidos, que dan un sabor genial, añadir, lo que más os guste, rehogar a fuego lento un par de minutos y listo.
Servimos la pasta en un plato y por encima, se ponen, las verduras, que más les gusten a cada uno y quien quiera el bacón y el jamón, que no se resista, un día es un día.
Luego los acompañamos de una cervecita y a disfrutarlos.     









 

lunes, 7 de agosto de 2017

PECHUGAS VILLEROY

PECHUGAS VILLERROY

Definitivamente, éste es uno de esos platos preferidos por los niños y los que no son tan niños, al igual que con las croquetas, con éste plato siempre acertamos, las podemos tener preparadas con antelación, casi completamente,  a falta de freírlas en el último momento.
Se pueden preparar en filetes grandes o en pequeños bocados.
A mi me gusta comprar las pechugas enteras y luego partirlas en el tamaño que más me guste.
Las pechugas, tienen que quedar crujientes por fuera y jugosas por dentro, vamos para chuparnos los dedos.
En cuanto al nombre de este plato deciros que lleva el  nombre de un secretario de estado francés, que tuvo mucho poder puesto que aconsejo a tres reyes de Francia, pero no hay datos exactos del por  que estas pechugas llevan su nombre.
Yo solo les atributaría el merito,  que conlleva un plato que nace en la cuna de la gastronomía.
Un consejo, en cuanto a la cantidad, que vayamos a preparar, siempre nos quedaremos cortos, aún recuerdo, cuando mis hijos vivían en casa y ponía una fuente llena de pechugas y me decían, no hay más mamá y si siempre, escondía un plato más en el horno, para quien quisiera repetir y claro mis dos tragones y el papá  repetían. 

Ingredientes:

2 Pechugas de Pollo.
Sal al gusto.
PARA NAPARLAS CON SALSA BECHAMEL:
40 Gr. de Mantequilla.
50 Gr. de Harina de Trigo.
500 Ml. de Leche Desnatada.
Sal al gusto.
PARA EL REBOZADO:
1 Ó 2 Huevos Tamaño L.
Pan Rallado el necesario para cubrirlas.
PARA FREIRLAS:
Aceite de Oliva de 0'4º.  
  

Preparación:

Partimos de la base, de que ya tenemos las pechugas lavadas.
Ponemos una olla con agua a hervir y las cocemos a fuego medio bajo, unos 8 minutos, si son muy grandes y menos tiempo, si son pequeñas, realmente no se cuecen, se escaldan, puesto que luego se terminan de cocinar, se retiran del fuego, se sacan del agua y se dejan enfriar.
Una vez frías, las hacemos lonchas, del grosor que nos gusten, o trozos de bocado, reservamos.
Hacemos la salsa bechamel: Se calienta 500 ml de leche en microondas o cazo, reservar.
En un cazo se pone 40 gr. de mantequilla, se derrite y se le añade 50 gr. de harina a fuego muy lento durante unos 3 minutos, se rehoga, para que se cocine bien la harina, esto se llama hacer un roux y se añade de golpe el medio litro de leche que tenemos ya caliente, removiendo sin parar con unas varillas o en su defecto un tenedor, a fuego muy lento, conseguiremos una rica bechamel, añadir una punta de sal, mezclar, probar y si está a vuestro gusto, retirar del fuego y dejar enfriar, un poco.
Cuando la bechamel ha perdido un poco de calor y no quema, pero sigue caliente, se cubren los filetes o pechugas por ambos lados, a este proceso se le llama napar, las dejamos enfriar en otro plato o fuente.
Os aconsejo que una vez frías, guardarlas en el frigo por 1 hora, para que endurezcan y tomen más consistencia.
El Rebozado: Se preparan dos platos hondos, en uno se pone un huevo batido y en el otro pan rallado, si nos quedamos sin huevo, se añade otro y lo mismo el pan rallado.
Las pechugas se envuelven con mucho cuidado primero en el huevo y luego en el pan rallado ¡Con mucho cuidado¡ Que no se desprenda la bechamel, las ponemos en un plato hasta el momento en que queramos freírlas y comerlas.
También en este momento se puede decidir congelar estas pechugas y el día que se quieran comer, sacarlas y freírlas.
Para freírlas, añadir bastante aceite a una sarten o  cazo y se fríen a fuego medio, para que no se quemen y se hagan bien por dentro.
Si la tuviéramos congeladas, el fuego más bien bajo, para que no queden frías por dentro.
Una vez fritas, las ponemos sobre papel absorbente, para escurrir aceite.
Servirlas calientes, se pueden acompañar con una rica ensalada de brotes o con lo que más os guste y a disfrutarlas. 
Paso1º para Bechamel Fundir la Mantequilla

Paso 2º añadir la harina y hacer un roux.
Paso 3º se añade de golpe la leche caliente y se mezcla


Las pechugas ya napadas y frías, listas para rebozar y freír.

 

 

 

 

 

jueves, 3 de agosto de 2017

ENSALADILLA ANDALUZA DE GAMBAS


 

ENSALADILLA ANDALUZA 

DE GAMBAS 

Este plato lo comimos por primera vez con nuestros chicos, en unas vacaciones, que pasamos en la costa de Almería, en la localidad de Aguadulce.
Una noche dando una caminata por su paseo marítimo encontramos una marisquería, donde solo tenia 5 ó 6 platos para elegir a parte de su mariscada y entre ellos estaba esta ensaladilla, que nos encanto a todos y tengo que decir que en los 15 días que pasamos por ésta tierra, repetimos alguna vez, pues nos encantó a todos.
Yo he tratado de copiarla, solo se reconocen 3 ingredientes en la dichosa receta y he añadido la mahonesa casera y aunque ha salido muy rica, tengo que confesaros, que no sabe tan rica como la que nos pusieron allí, claro que mis gambas, no tendrán la misma calidad, desde mi salón no vemos el mar, el espíritu de todos, no es el mismo, ¡Ay que será¡  creo que tenemos que regresar a esa tierra, para poder estudiar a fondo la receta.
Luego más tarde nos informaron, que ésta ensaladilla era típica de allí.
Ahora en serio, mi receta es muy sencilla y rica, se prepara rápidamente, se puede tener lista con unas horas de antelación y es ideal como entrante o aperitivo.
Aunque yo me queje, de que no me sabe igual, os la recomiendo, es un plato rico para el verano.

Ingredientes:

5 Patatas Cocidas. 
200 Gr. de gambas o langostinos cocidos.  
Sal al gusto.
Mahonesa al gusto.

Preparación:

Dependiendo del tamaño de las patatas pondremos 4 ó 5 patatas a cocer con agua que las cubra, de 30 a 40 minutos fuego medio, para comprobar que están cocidas, pinchar con un pincho, o tenedor.
Escurrir, esperar que se enfríen y pelar y reservar.
Pelar las gambas o langostinos y partirlas en trozos, si se va a emplatar en un aro, dejar alguna entera para adornar por encima.
Si se va a servir en cucharitas individuales, picar, todas las gambas.
La mahonesa, está mucho más rica la casera, todos imagino sabéis como prepararla, se puede tener lista varias horas antes y fría en el frigo, os dejo el enlace a la mía, por si alguno aún no sabe como mezclarla con la batidora  Salsa Mahonesa; Pero si aún así no os apetece hacerla, comprar una mahonesa de buena calidad.
Yo para éstas patatas para hacer mi mahonesa, utilicé 2 huevos y 2 vasos de aceite, con su correspondiente sal y limón.
Partir en trozos pequeños las patatas, añadirlas sal, no mucha.
Mezclar con las gambas y con la mahonesa, ¿La cantidad?  Vosotros decidís, como os gusta de jugosa, si con mucha mahonesa o no y se reserva tapada en el frigo, hasta la hora de servirla.
Esta ensaladilla, queda muy bien en cucharitas individuales o bien como la he presentado yo, emplatándola en un  aro cuadrado y adornándola, con unos triángulos de trigo duro, estos snack nos sirven de tenedor para con ellos cogerla, luego se  pone un cuenco con unos pocos más de triángulos de trigo y a disfrutar. 

Mahonesa Casera