sábado, 2 de mayo de 2015

TAHINI Ó CREMA DE SESAMO


TAHINI

El Tahini o crema de sésamo o ajonjolí, es una crema indispensable para preparar el hummus de garbanzos  o mutabal de berenjenas, se puede comprar ya preparado, pero una vez abierto se oxida enseguida y dichos platos de oriente, no se suelen comer todos los días en mesas españolas.
Como desde hace un par de años el sésamo o ajonjolí es un habitual en mis ensaladas y algunos purés, añadiéndolo directamente natural en grano, no falta en mi despensa y sólo he tenido que tostarlo un poco y triturarlo, para tener ésta rica pasta para añadir a las recetas como el hummus, de  Oriente Medio.
Os tengo que confesar que hace 3 años yo no sabía que este cereal existía, pero desde que comencé a estudiar los valores nutricionales de muchos alimentos y formarme adecuadamente, para alimentar bien a los míos, esta maravilla tiene un sitio privilegiado en mi despensa.
El sésamo tiene todos los minerales importantes, potasio, magnesio, hierro, zinc, pero lo mejor es que es una buena fuente de calcio natural y como a mí no me gusta la leche, he encontrado el sustituto ideal.
Además el sésamo es rico en vitaminas del grupo B1, B3, B6, E y además nos aporta fibra al organismo. 
Si ha esto le sumamos sus ácidos esenciales Omega-3 y Omega-6, que nuestro cuerpo no puede fabricar y que son muy beneficiosos para nuestras arterias, este cereal es una joya.
Gracias a este cereal, nuestro cuerpo está protegido, nutrido, alimentado.
Consejo: El sésamo natural en grano ¡No dudéis en añadirlo en vuestra dieta¡ y si tenéis niños, es ideal para acompañar, yogurt, papillas, batidos, una cucharadita sobre sus purés,  añadirlos  en desayunos y meriendas.
Vamos con ésta pasta o crema, veréis que fácil se prepara.

Ingredientes:

6 C/S de Sésamo o Ajonjolí.
6 C/S de Aceite de Oliva.
6 C/S de Agua.  


Preparación:

Lo primero tostar el sésamo en una sartén, sin nada de aceite, cuando la sartén está bien caliente, ¡bajamos a fuego medio¡ y añadimos el sésamo y removemos, hasta tostarlo, ¡tostar, no quemar¡ cuidado, en un minuto estará listo ¡ojo que salta¡.
Yo en esta ocasión he preparado 6 cucharadas,  porque iba a necesitar 5 y he congelado un poco.
Cuando esté tostado lo ponemos en un plato y esperamos que enfríe.
Luego solo tenemos que añadir las mismas cantidades de aceite y de agua, yo he puesto, 6 de aceite de oliva y 6 de agua. Evidentemente si por ejemplo  tostáis 3 cucharadas de sésamo para preparar vuestra pasta, ponéis 3 de aceite y 3  de agua.
Para hacer esta pasta yo he utilizado la batidora grande, cada uno que lo triture donde prefiera, lo que ocurre que como iba a preparar el hummus, si luego quedaban restos de pasta abajo, no necesitaba limpiarla.
Esta pasta es deliciosa, pero un consejo si no la tenéis, o no podéis prepararla, es preferible que no añadáis ningún otro sustituto al hummus o al mutabal.
Animaros y probarla, también se puede emulsionar con yogurt o vinagre  y añadir a ensaladas.