domingo, 26 de julio de 2015

TORTAS DE ACEITE Y ANÍS


 TORTAS DE ACEITE Y ANÍS

Éstas tortas de aceite, son sencillas de preparar, están tan buenas como las compradas ¡no¡ ¡mejor, que las que compramos¡ el resultado está muy conseguido y son deliciosas para un desayuno, merienda, capricho, tentempié y si las guardamos cuando ya están frías en una lata, de las de galletas, nos pueden durar varios días, si es que os podéis resistir sin comerlas todas, el mismo día.
Vamos a comenzar.

Ingredientes:

250 Gr. de Harina de Fuerza.
3 Gr. de Levadura de Panadero en sobre.
50 Gr. de Azúcar Blanca.
50 Gr. de Azúcar Morena.
75 Ml. de Aceite de Oliva.
75 Ml. de Agua Tibia.
1 C/S de Anís en Grano.
1 C/S de Sésamo o Ajonjolí. 
Pizca de Sal.
1/4 C/P de Canela en polvo.
Ralladura de la Cascara de 1 Limón. 
Para Pincelar:
Aceite y azúcar.

Preparación:

Lo primero ponemos el aceite a calentar en una sartén o cazo y cuando este bien caliente, pero sin llegar a humear, apartamos del fuego y añadimos la cucharada de anís en grano, rehogamos y dejamos enfriar.
Después en un bol ponemos la harina, la levadura, el azúcar blanca y morena, la canela, la sal y el sésamo y la ralladura de limón, por último añadimos el aceite mezclado con el anís en grano, mezclamos bien y vamos añadiendo el agua y el licor de anís, da igual, añadir los líquidos de golpe, que poco a poco, tenemos que amasar un poco con nuestras manos, hasta que formemos una bola, volcarlo en la encimera y amasarlo un poco, plegando hacía adentro y rodando, poco tiempo, un par de minutos.
Luego la volvemos a poner en el bol, la tapamos con film transparente y la dejamos reposar hasta que duplica su tamaño y actúe la levadura, depende del calor ambiente, suele tardar de 1hora a  hora y medía.
Cuando ha duplicado el tamaño, o ha pasado  el tiempo, sacamos la bola de masa del bol y volcamos en la encimera, quitamos el gas, la amasamos hundiendo primero los puños y luego, plegando y rodando hasta formar un cilindro u una barra.
Luego cogemos porciones de unos 30 Gr, o del tamaño que os gusten, y aplastamos con las manos y con la ayuda de un rodillo, hacemos las tortas, hay que dejarlas muy finas, para que queden crujientes.
En la bandeja del horno ponemos papel vegetal y las vamos poniendo encima, a mí me cogieron 4 tortas en la bandeja.
Precalentamos el horno a 220º.
Con la ayuda de un pincel de silicona pintamos las tortas y espolvoreamos con bastante azúcar.
Las metemos al horno en la bandeja central.
Yo baje el horno a 200º y puse opción aire arriba y abajo, en 9 minutos estaban.
Con esta cantidad, salen 8 tortas, en 2 tandas se hornean enseguida.
Si no tenéis opción aire, poner calor normal, arriba y abajo y a partir de 8 minutos controlar, tiene que dorarse el azúcar superior.
Luego sacamos las tortas, las ponemos a enfriar sobre una rejilla y a disfrutarlas.
Deliciosas, con ese sabor a anís.