miércoles, 24 de febrero de 2016

ARROZ NEGRO CON SEPIA, ALMEJAS Y LANGOSTINOS

ARROZ NEGRO CON SEPIA,  ALMEJAS Y LANGOSTINOS

Un Noche como otra de un fin de semana cualquiera, en el que nuestros chicos pueden coincidir y bajan a cenar a casa y la necesidad de cocinarles algo muy rico, sano y que disfruten en la mesa con nosotros, esta vez le toca al arroz en la variedad de negro.
Según lo estaba preparando en mi cocina, dejé vagar mis recuerdos y me transporte a Menorca, al puerto de Ciudatella y a un restaurante que le llaman la Pasiega, donde éste ultimo verano nos ofrecieron un arroz negro espectacular, espero haberme por lo menos acercado a ellos, nuestros chicos, por lo menos salieron muy felices de casa. 
Os comento como lo he preparado yo.

Ingredientes:

Para 6 Personas:
2 Vasos y medio de Arroz bomba.
3 Sepias pequeñas.
600 Gr. de Almejas.
300 Gr. de Langostinos..
1 Pimiento Rojo pequeño.
1 Cebolla.
2 Tomates Rojos.
4 Dientes de Ajo.
6 C/S de Aceite de Oliva de 0'4º.
Sal.
Perejil.
3 Pimientos choriceros ó puré de pimiento en frasco.
4 Sobres de Tinta de Sepia.
Para el Fumet:
1 espina de pescado.
Las cabezas y las pieles de las gambas.
1 Puerro, la parte trasera.
Sal.
Un chorro de brandy. 
Agua.


Preparación:

Lo primero comenzamos preparando el Caldo del Fumet.
Lavamos los langostinos y los pelamos, lavamos el puerro.
En una olla Alta, ponemos 2 cucharadas de aceite y rehogamos la parte trasera de medio puerro, las cabezas de los langostinos junto a sus pieles y aplastamos para sacar el jugo, añadir la sal, y añadir una espina de cualquier pescado, yo añadí una espina de merluza, remover, añadir un chorro de brandy, dejar que evapore el alcohol y llenar de agua, tienen que salir como 7 vasos de agua, calcular, mas vale que os sobre, cocer a fuego medio de 30 a 40 minutos y reservar.  
Poner las almejas en agua fría con un poco de sal unos 10 minutos, luego aclarar y reservar.
Limpiar bien las sepias, yo guarde la parte de las patas limpias y las orejas en el congelador, para unas croquetas, de la parte limpia, cortar en cuadrados y reservar.
En la misma cazuela donde vamos a preparar el arroz, rehogamos y pochamos el pimiento rojo, la cebolla el ajo y por ultimo el tomate natural, rehogamos bien todo y agregamos la carne de los pimientos choriceros, apartamos todo lo rehogado en un plato y seguimos rehogando en la misma cazuela, los langostinos y los apartamos, las almejas las rehogamos y reservamos en un plato, volvemos a poner 1 cucharada o dos de aceite de oliva y rehogamos la sepia, cuando está bien rehogada, añadimos el arroz, yo pongo 2 vasos y medio tamaño de agua llenos de arroz, pero nosotros nos gusta con mucho arroz, en cada casa sus costumbres, rehogar bien todo, volver añadir todo el sofrito de verduras y mezclar todo y añadir el fumet caliente, recordar el doble de caldo que de arroz, por cada vaso de arroz 2 de agua.
En un vaso o taza poner un poco de fumet y disolver la tinta de la sepia yo puse cuatro sobres pequeños, os aconsejo añadir 2, remover, esperar 5 minutos y si os gusta mas oscuro ir disolviendo la tinta en un poco de caldo e ir añadiendo, y removiendo suavemente la cazuela, añadimos un majado de ajo y perejil, rectificamos de sal y vamos comprobando si nos pide más fumet, en los últimos 5 minutos añadimos los langostinos que tenemos reservados y en el último minuto las almejas, movemos la cazuela suavemente para que se asiente el arroz, tapamos con un tapadera y apagamos y dejamos reposar 5 minutos, fuera del fuego, mi arroz tardó en cocerse 30 minutos.
El arroz, para chuparse los dedos, os lo aseguro.
Preparando el Fondo del Fumet
Pochado de todas las verduras
Rehogando langostinos y después Almejas

Antes de taparlo, para dejar reposar 5 minutos.
 
                                                         
                                                                   

TARTA DE CHOCOLATE Y FRESAS


TARTA DE CHOCOLATE Y FRESAS

Prometo que tengo una disculpa para preparar ésta tarta, el cumpleaños de mi yerno es unos días antes de las Navidades y con tantas celebraciones y horarios ampliados de trabajo no hubo hueco para hacérsela en su momento, el nos preparó una cena magnifica de varios platos a primeros de año, pero a mi siempre me gusta ofrecerles a mis chicos mi regalo de no cumpleaños como en el cuento de Alicia en el país de las Maravillas y la semana pasada le llamé y le pregunté que tarta te gustaría que le preparase, para este finde que nos juntábamos todos y claro me pidió esta golosina ¡las que más me gustan son las de chocolate¡ me dijo y encima no se le nota porque se cuida mucho. 
Os puedo asegurar que quedó muy rica, nada empalagosa, el adornarla con nata montada, fue por rizar el rizo y claro luego todos me pidieron más nata para acompañar.
La mezcla de chocolate y fresas, combina de maravilla y por si se nos olvida es afrodisiaco.  
Vamos a por la receta.

Ingredientes:

Para un molde de 21 cm.
Para el bizcocho:
4 Huevos tamaño L.
9 Gr. de Levadura de Repostería.
125 Gr. de Azúcar morena.
60 Gr. Leche Desnatada. 
125 Gr. de Harina Integral.
1 C/C de Bicarbonato.
1 C/S y medía de Cacao puro  Valor sin azúcar ú otro.

Para el Almíbar:
125  Ml. de Agua.
125. Ml. de Brandy o un licor que os guste.
2 C/S de Azúcar.

Para el relleno interior:
1 Bote de Mermelada de Fresa.

El Ganache Para la Cobertura de Chocolate: 
200 Gr. en una tableta de chocolate para fundir al 52% de cacao.
200 Ml. de Nata para Montar al  35% de materia grasa.

Para Decorarla:
1 Terrina de Fresas Naturales.
200 Ml. de Nata para Montar al 35% de materia grasa.
 

Preparación:

Yo aconsejo siempre hacer el bizcocho el día anterior y cuando está frío, reservarlo tapado con film transparente, hasta el día siguiente.
La base del bizcocho: Preparar un molde,  y en las paredes untar de  aceite y espolvorear de harina, el mío es desmontable y en la base pongo papel de horno, así luego se desmolda aún mejor.
Precalentar el horno a 190º calor arriba y abajo, separar en un bol las yemas de los huevos y batir con una pizca de sal las claras y montarlas a punto de nieve.
En el bol donde tenemos las yemas, las batimos hasta blanquear y vamos añadiendo todos los ingredientes por el mismo orden que están   en la lista de arriba, sobre las yemas batidas, añadimos la cucharada de levadura, batimos, añadimos el azúcar, la leche, la harina, el bicarbonato y la cucharada y media de cacao, cuando esta todo bien batido, apartamos la minipimer y añadimos poco a poco las claras a punto de nieve de forma envolvente, ayudándonos de una espátula, suavemente, vertemos nuestra masa en el molde, golpeamos suavemente sobre la encimera, para quitar burbujas y lo metemos al horno que lo bajamos a 170º ¡yo lo horneado con opción aire¡ sobre la rejilla, segunda posición, comenzando por abajo, pero cada uno conoce su horno.
El mío estuvo listo en 35 minutos, pinchar, comprobar que sale seco el pincho y sacarlo del horno, en cuanto enfríe un poco desmoldarlo, una vez esté totalmente frío tapar con film.
El almíbar yo lo preparo en el microondas y un poco a ojo, en un vaso pongo 2 dedos de agua, junto a dos dedos de coñac y 2 cucharadas sopera de azúcar, remuevo y lo voy poniendo de minuto en minuto hasta que se funde bien el alcohol y el azúcar, si tenéis niños, no poner alcohol, hay que dejarlo enfriar, para aplicarlo.
El Ganache se prepara muy rápidamente, pincha aquí mi enlace de como hacerlo  Ganache Chocolate .
¡Ahora vamos a montar la tarta¡
Cogemos la base del bizcocho y si os salido un poco de copete, cortarlo con cuchillo muy afilado y partir el bizcocho luego por la mitad, la parte de arriba, la damos la vuelta y la ponemos abajo del todo y la parte de abajo es la que irá arriba, dada la vuelta, para que la tarta quede sin curva por arriba, mirar foto de abajo, yo trabajo sobre papel de horno, pues no tengo una base giratoría, el papel lo  voy girando y lo decoro  cómodamente.
Sobre la base de abajo del bizcocho mojamos y pincelamos bien de almíbar, luego rellenamos de mermelada de fresa, si la queréis hacer natural aquí os dejo mi enlace Mermelada de Fresas, cuando tenemos toda la base cubierta de mermelada, ponemos la otra capa de bizcocho y volvemos a pincelar con el almíbar, mojándola, pero sin empaparla ¡cuidado no es un pastel borracho¡ y la cubrimos con el chocolate, comprobamos como está de consistencia el ganache de chocolate, tiene que tener un espesor tipo queso de untar, si aún no hubiera espesado, esperar 10 minutos más, para poder untar los bordes con la ayuda de una espátula y cerrar bien los huecos de las juntas de las 2 bases de bizcocho y cubrir la parte de arriba y alisar con la espátula, rellenando a vuestro gusto, cuando está cubierta la tarta, es la hora de pasarla con la ayuda de la espátula a la fuente o bandeja de presentación, sobre la borla.
Yo con la cantidad de ganache preparada me ha sobrado una taza, que he congelado para otra ocasión.
Luego decoramos la tarta con fresas laminadas, que antes hemos lavado y secado con papel de cocina, las fresas, se pincelan con la mermelada también y luego decoramos si nos gusta con unas flores de nata, aquí os dejo mi enlace de como prepararla Montar Nata y Pintarla de Colores, la nata que os sobre dejarla en la manga pastelera y ofrecerla a vuestros invitados, para que se pongan más nata en su plato, cuando la tenemos lista la guardamos en el frigo, hasta la hora de consumirla, acordaros no montar las fresas con muchas horas de antelación, pues se ponen blandas, podemos tener todo preparado a falta de poner las fresas 1 hora antes.
Esta tarta es deliciosa y merece la pena prepararla en casa, los vuestros os harán la ola.

 

 

 






lunes, 22 de febrero de 2016

GANACHE DE CHOCOLATE


GANACHE DE CHOCOLATE

Con esta crema de chocolate podemos rellenar tartas, hojaldrados, preparar diferentes postres servidos en vaso, nos da multitud de variantes, dependiendo del tiempo que la dejemos reposar en el frigo será más liquida o totalmente espesa. Por supuesto también la podemos  batir después de dejarla reposar y la convertimos en una mousse.
La ganache se puede preparar de chocolate puro negro, de chocolate con leche o de chocolate blanco.
Yo en la receta he utilizado un chocolate en tableta, listo para fundir, que tiene cacao al 52%, porque en otras ocasiones he preparado mi ganache con el chocolate de nestle o valor que son excelentes marcas, pero su contenido en cacao es muy alto y queda muy fuerte y en casa, nos resulta muy pesado.
Siempre os digo, que en cada casa hay que adaptarse a los gustos de los comensales.
Lo mismo ocurre con las proporciones, hay infinidad de recetas en la red, que dicen que hay que poner el doble de chocolate que de nata, yo las he probado y me parece bajo mi humilde opinión, que es una exageración.
Para nuestro gusto la proporción ideal es poner la misma cantidad de chocolate y de nata.
Por supuesto también hay recetas que aconsejan poner mantequilla, pero más de lo mismo, a mi me resulta muy pesada.
Luego deciros como anécdota, que el nombre de esta receta se debe a un error en una cocina de un restaurante francés, un aprendiz se equivocó y vertió leche caliente sobre el chocolate y el chef, le regaño y le llamo ganaché, que significaba "tonto" en francés. 
Luego en la cocina aprovecharon la crema y por supuesto se dió a conocer en todo el mundo, dado el éxito obtenido.

Ingredientes:

200 Gr. en un tableta de chocolate para fundir al 52% de cacao.
200 Gr. 1 Brick de Nata para Montar al 33% materia grasa.

Preparación:

Yo pongo la nata a calentar hasta que rompe a hervir en una jarra en el microondas, si queréis calentarlo en un cazo, hacerlo como os resulte más cómodo.
El chocolate se parte en trozos en un bol y se le añade la nata muy caliente, se mueve, ligeramente y se espera un par de minuto hasta que se ve como el chocolate comienza a derretirse, batimos ligeramente, hasta que vemos que ya está todo mezclado y fundido y así tan fácil ya tenemos nuestra ganache.
Si queremos bañar un bizcocho con nuestra ganache, lo hacemos inmediatamente en caliente.
Si lo que queremos es rellenar una tarta o bizcocho y untarlo con una espátula suavemente, metemos la ganache cuando se haya enfriado en el frigorífico y esperamos a que vaya espesando.
¡hay que estar pendientes¡ en tan solo media hora, ya ha tomado consistencia de pomada, en estos momentos podemos aplicar con una espátula sobre cualquier tarta, bizcocho, rellenar una base de hojaldre, lo que necesitemos.
Se puede meter en una manga pastelera y según pasan los minutos y va endureciendo, podemos hacer adornos diferentes.
Si queremos preparar una mousse de chocolate, tenemos que esperar que enfrié unos 40 minutos en el frigo y luego batirla con una batidora, hasta emulsionarla.
Espero que os sea tan útil como lo es para mi esta crema de chocolate.
Y ahora a disfrutarla.

   
 

MARMITAKO DE ATÚN




MARMITAKO DE ATÚN

Estoy segura, que en estos días del frío invierno, os apetece un plato de cuchara, que sea ligero, nutritivo y rico muy rico, lo podéis preparar con vuestra pareja, o solos, como más os venga bien, es ideal para comidas, pero yo lo suelo preparar para cenar, es un plato único muy completo.
Yo cuando voy al súper y veo un trozo de atún que me gusta o una rodaja de bonito, aprovecho y compro para varios platos, pues son pescados que se conservan en el congelador varios meses sin problemas.
Luego sólo hace falta un buen pochado de verduras a fuego lento, unas patatas y nuestro pescado como invitado principal, seguro que os animáis y me copiáis la idea y uno de estos días os ponéis a prepararlo.

Ingredientes:

Para 2 Personas:
2 trozos de Atún.
3 C/S de Aceite de Oliva Virgen.
1 Cebolla.
2 Dientes de Ajo. 
1 Pimiento Verde.
2 Tomates Maduros.
1 Pimiento Choricero Seco o Ñora (también vale puré en frasco)
1 C/P de Pimentón.
1 Hoja de Laurel.
Sal al gusto.
1/2 Vaso de Vino Blanco.
Agua.  


Preparación:

Hay dos opciones si vamos a utilizar pimientos secos ó los ponemos en remojo 1 hora antes ó podéis hacer como he echo yo meter 2 pimientos en un vaso de agua por la mitad y meterlos 1 par de minutos al micro, parando cada minuto, para que no se salga el agua; Si vais a utilizar puré de pimiento choricero, del que compramos en frascos pequeños de cristal, con una cucharadita de café de ellos basta.
Pelamos las verduras, secamos, troceamos a nuestro gusto y las pochamos con 3 cucharadas soperas de aceite a fuego lento en la misma olla donde vamos a cocinar nuestro guiso, empezando a pochar siempre las más duras y agregando luego las más blandas, ponemos una pizca de sal.
Lavamos el pescado, lo partimos en tacos pequeños y reservamos.
Mientras pelamos un par de patatas y las lavamos.
Lo siguiente que hacemos es  sacar los pimientos del agua y con la ayuda de un cuchillo, raspar su carne, sale poca cantidad, pero es, lo que le da un gusto muy rico al guiso, o añadimos una cucharadita del puré de pimiento, rehogamos, apartamos del fuego y añadimos una cucharada pequeña de pimentón y rehogamos, volvemos a poner al fuego y se añade un buen chorro de vino blanco, rehogamos y se añaden las patatas, partiéndolas, chascándolas para que hagan caldo, en trozos de bocado, rehogamos todo, añadimos la sal y se cubre de agua caliente, o si queremos de caldo de fumet, pero no es necesario, agregamos la hoja de laurel lavada, subimos el fuego hasta que rompe a hervir y luego volvemos a bajar y dejamos cociendo a fuego medio unos 30 minutos, hasta que estén cocinadas las patatas.  
Cuando las patatas están cocidas, añadimos los trozos de atún removemos y lo dejamos cociendo 5 minutos, rectificamos si fuera necesario de sal y listo para disfrutar de nuestro guiso.


  

jueves, 18 de febrero de 2016

TARTA DE QUESO MUY RÁPIDA

 

 

 

                                           

 

  TARTA DE QUESO

MUY RÁPIDA

 

 

Me encantan las tartas de queso, pero no me gustan las que llevan base de galletas o mermelada por encima, aunque por supuesto las he comido en alguna ocasión.
Esta tarta que os traigo se prepara en 8 minutos, la metemos al horno y nos olvidamos de ella, está riquísima, recién preparada y aguante 3 ó 4 días en el frigorífico sin problemas, ¡eso si os dura¡
Yo la he preparado sin ningún relleno, pero podemos incluir unas pasas dentro, lo que ocurre que por no incrementar calorías no las he puesto.
A por la receta.

Ingredientes:

1 Brick de Nata para montar 35% materia grasa.
200 Gr. de queso de untar  light  ó de la marca que os guste. 
1 Terrina de 250 Gr. de Queso Mascarpone.
3 Huevos Tamaño L.
1 C/P Levadura de Repostería.
50 Gr. de Maizena.
Pizca de Bicarbonato.
La Ralladura de 1 Limón.
Para Decorarla:
Azúcar glass

Preparación:

Precalentar el horno a 200º calor arriba y abajo.
Preparar los ingredientes, un cuenco para batir y una minipimer o un batidor manual.
Coger un molde y forrarlo de papel de hornear, ponerlo alrededor más alto que el molde, porque esta tarta sube mucho en el horno, luego baja no os preocupéis, mirar la foto mía de abajo, como hacerlo, mi molde es de 22 cm.
En un cuenco batir todos los ingredientes en el mismo orden que os los he puesto arriba en los ingredientes, empezamos con la nata y la batimos un rato hasta que comience a montar y vamos añadiendo, todo los demás en el mismo orden, los huevos lo hacemos de uno en uno batiendo cada vez que incorporamos uno.
Una vez que está todo batido lo vertemos en el molde preparado, lo golpeamos suavemente sobre la encimera, para que no haya ninguna burbuja y lo introducimos al horno.
El horno lo bajamos a 180º calor arriba y abajo, yo la he horneado con la opción aire, cada uno hacerlo como más os guste.
Ponerlo una posición por debajo de la altura central, porque al poner el papel tan alto corremos el riesgo de que se queme.
Tiempo: yo lo he tenido 45 minutos a 180º y luego lo he apagado y lo he dejado otros cinco minutos más reposando dentro del horno.
Pero comprobar vuestro horno, pinchando y viendo que sale seco el palillo.
La decoración, simplemente con un poco de azúcar glass.
La tarta está cremosa, es una delicia para el paladar.

   

FABADA MADRILEÑA

 FABADA MADRILEÑA

En cada región de España, en cada ciudad y en cada casa adaptamos, las recetas típicas de nuestro País, yo he preparado una Fabada, con todos sus componentes y alguno propio.
No sé si sabéis que vivo en la zona Norte de Madrid en el barrio de Mirasierra y acaba de caer una Granizada, bastante fuerte y a pesar de haber amanecido un día soleado, en unos minutos se ha echo casi de noche, esperemos que vuelva a salir el sol.
Y en un día como hoy, apetece llegar a casa y tener un plato caliente, que nos reconforte, esta fabada, es un plato único, pues al llevar el chorizo, la morcilla y la panceta, además de unas hortalizas, nos aporta, las vitaminas y proteínas necesarias, a lo sumo acompañar de una pequeña ensalada.
Un consejo, cuando comemos un plato de legumbre para comer, tenemos que intentar tomar a lo noche un pescado plancha con una verdura, recordar que es importante equilibrar la ingesta de proteínas diarias.
Os animo a que penséis en incluirlas en vuestro menú semanal, un día a la semana.
Os voy a explicar como las preparo yo.

Ingredientes:

Judías Blancas unos 80 Gr. por persona, luego duplican peso.
1 Chorizo. 
1 Morcilla.
1 Panceta.
Sal.
Laurel.
1 Cebolla pequeña.
1 Cabeza de Ajos.
2 C/S de Aceite de Oliva Virgen.
1 C/P de Harina.
1 C/C de Pimentón Dulce de la Vera.
¡La judía congela bien¡ Aprovechando que en los paquetes entra bastante chorizo, morcilla y panceta, poner más judía y luego congelar.



Preparación:

Hay que dejar en remojo las judías de 8 a 10 horas.
Al cocinarlas se tira el agua del remojo y se coge agua limpia, hasta que las cubra.
Ponemos a cocer las judías junto a todo lo demás en agua fría a fuego medio alto, cuando rompe a hervir, quitamos la espuma que sale, bajamos el fuego y cocemos a fuego lento de 2 a 2 horas y medía, depende de la calidad de la judía, el tiempo de cocción.
Si nos quedamos sin agua y necesitamos añadir más, siempre poner agua fría, subir un poco el fuego y luego volver a bajarlo, es lo que llaman, asustar las judías, hay quien hace ésta operación 3 veces, pero yo lo he probado y no merece la pena hacerlo.
Una vez cocidas les agregamos un pequeño sofrito.
En una sartén, ponemos 2 cucharadas soperas de aceite, laminamos 2 dientes de ajo, doramos a fuego lento y añadimos 1 cucharada de tamaño de postre de harina, rehogamos bien a fuego lento, retiramos del fuego y se añade una cucharadita de tamaño de las del café de pimentón dulce, rehogamos ya fuera del fuego y este sofrito se añade ala cacerola, removemos con una cuchara de palo, suavemente, rectificamos la sal, si fuera necesario, dejamos que hierba a fuego lento unos pocos minutos más y listo, a disfrutar de nuestro plato de fabada caliente.
Si os estáis intentando cuidar poneros un trozo muy pequeño de chorizo, morcilla y panceta, la legumbre no engorda, lo que engorda, es si te comes un chorizo entero con ellas.  
Ahora voy a disfrutar de ellas.
Sofrito para Añadir a las Judias.
 

lunes, 15 de febrero de 2016

BROCHETAS DE POLLO CON HORTALIZAS

BROCHETAS DE POLLO CON HORTALIZAS

Si nos queremos cuidar, comer algo rico y sano estas brochetas, son fantásticas, se preparan en el horno y se acompañan de una salsa de soja o cualquiera otra que os guste, tengo varias en mi índice de recetas, buscar la que más os apetezca.
Como siempre os aconsejo, unas hortalizas buenas y bien lavadas y hacemos lo mismo con las pechugas de pollo ya sólo nos falta, unos palos de brochetas y algún dulce, en ésta ocasión unos dátiles, pero por supuesto esto es opcional, insertamos todos nuestros ingredientes y al horno, mientras nos queda tiempo para preparar un postre ó un entrante.
Si estamos a dieta, ésta brocheta por si sola nos cubre todas nuestras vitaminas necesarias y las podemos utilizar como comida ó cena, si las utilizamos como plato único, solo necesitaremos unos brotes de ensalada o un poco de arroz y será un plato completísimo. 
Ahora a por el montaje.

Ingredientes:

Para 8 Brochetas:
3 Pechugas de Pollo.
1/2 Pimiento Rojo.
1/2 Pimiento Amarillo.
1/2 Pimiento Verde.
1/2 Calabacín Blanco.
8 Dátiles.
16 Tomates Cherry.
Sal.
Aceite.
Tomillo.
Rimero.
Pimienta.
8 Palos de Brocheta de Madera ó de Acero.
Para la Salsa de Soja.
3 C/S de Soja.
2 C/S de Aceite de Oliva.
2 C/S de Miel.
Ralladura de Limón

Preparación:

Lo primero que hacemos es lavar las pechugas de pollo, secarlas con papel y trocearlas, ¿el tamaño? tiene que ser de bocado.
Las ponemos en una fuente, las añadimos sal, tomillo, romero y un buen chorro de aceite, removemos y las dejamos como mínimo media hora macerando, removiendo de vez en cuando.
¿Las podemos dejar preparadas antes? sí, por supuesto, teniendo la precaución de taparlas con film transparente y guardarlas en el frigorifico y dándolas la vuelta alguna vez, para que el macerado entre por todas sus partes.  
Los palos de las brochetas que vamos a utilizar, si son de madera como los míos hay que meterlos en agua un mínimo de 30 minutos, cuando comenzamos a preparar el pollo, al mismo tiempo introducimos los palos en agua ¡un consejo¡ poner un par de ellos más por si alguno se rompiera  ¡porqué hacemos esto¡ para que no se quemen en el horno.
Lavamos los pimientos, el calabacín, los tomates y los secamos.
Yo compré en esta ocasión una bolsa con 3 pimientos, uno de cada color, si no encontráis o están muy caros, os aconsejo por lo menos el rojo y el verde, por el sabor y mezcla de color en la brocheta.
¡Ojo¡ no sirven los pimientos verdes italianos delgados, esos se queman en el horno, tienen que ser los gruesos, con carne más jugosa.
El calabacín el que más os guste, o el que tengáis en casa.
También os aconsejo partir en trozos de bocado el pimiento, el calabacín, en rodajas y éstas luego por la mitad, para que se puedan poner las brochetas bien en la bandeja.
Todas las hortalizas después de tenerlas partidas, ponerlas en otra fuente, añadir aceite y las especies y dejarlas también un rato macerando.
Precalentar el horno a 200º calor arriba y abajo.
Preparamos un trozo de papel de horno sobre la bandeja y vamos montando nuestras brochetas.
Montaje de las Brochetas: Cogemos un palillo húmedo y primero un tomate cherry, luego medía rodaja de calabacín, un trozo de pollo, luego se alterna pollo y pimiento diferente y entremedias el dátil sin hueso, terminando con la otra mitad de la rodaja del calabacín y otro cherry.
De lo que se trata es que quede estético de color y a la hora de poner la brocheta sobre la bandeja, se asiente bien sobre el papel, pero se rellena al gusto de cada uno, faltaría más.
Con la ayuda de una brocha pincelamos nuestras brochetas con los restos de los jugos de las bandejas donde las hemos tenido macerando, y las metemos al horno, bajamos la temperatura a 180º y las ponemos en la bandeja central, calor arriba y abajo.
Tiempo en mi horno 1 hora, dándolas la vuelta a los 30 minutos, con cuidado de no quemarse y de que no se rompa el palillo, muy despacio y volviendo a pincelar las brochetas con los jugos que quedan de su maceración, si no tuviéramos, pincelar con un poco de aceite.
En todas las recetas que hay en la red, dicen que se hornean en 30 minutos ¡no es cierto¡ os lo puedo asegurar.
Mientras se hornean preparamos nuestra salsa de soja.
Cogemos un frasco de cristal pequeño, vacío y limpio y ponemos las 3 cucharadas soperas de soja, las 2 cucharadas soperas de  aceite de oliva y 1 cucharada de miel, lo tapamos y agitamos muy bien, hasta que emulsione, yo a esta salsa la puse también una pizca de ralladura de limón, probar y elegir, si queréis más o menos dulce, yo puse 2 de miel, porque ya se como me gusta que queda, pero ir mirando y comprobando vuestro paladar.
Esta salsa nos puede durar en el frigo más de 2 semanas y es ideal para nuestras ensaladas, pescados etc.
Os recuerdo que cuando tomemos platos acompañados de salsa de soja, hay que poner poca sal.
Cuando vemos que están doradas, las sacamos del horno, las acompañamos de una pizca de salsa y ponemos una salsera al lado o cuenco, con el resto de la salsa, para que cada comensal, se ponga lo que le apetezca.
Yo suelo preparar 2 brochetas por persona.
¿Que como estaban? sinceramente, deliciosas. 

 



sábado, 13 de febrero de 2016

CANAPÉS PARA DÍAS ESPECIALES


CANAPÉS PARA DÍAS  ESPECIALES




Cuando queremos agradar, sorprender o simplemente mimar a nuestra pareja ó a nuestra familia, unos aperitivos, preparados en forma de canapés, siempre triunfan.
En esta ocasión unos langostinos cocidos, un buen salmón ahumado, un excelente mango, unos panecillos ó unas crackers y como colofón 2 salsas preparadas en casa, que dan mucho juego a nuestros platos, os animáis, seguir leyendo y os explico como prepararlos. 
Por supuesto podéis comprar salsas en el súper, para poner en la base o por encima, pero os puedo asegurar que sí preparáis las salsas vosotros triunfaréis.
Os voy a poner en la preparación más abajo, el enlace a mis dos salsas, además dichas salsas os duran en el frigo una semana y os pueden servir para acompañar pescados y carnes y tener 2 ó tres platos de la semana magníficos, venga que os lo explico.

Ingredientes:

Langostinos cocidos (tantos como canapés).
100 Gr. ó 1 Sobre de Salmón Ahumado (dependiendo unidades).
1 Mango Maduro en su punto.
1 Paquete de Mini panecillos para Canapés ó Crackers.
Salsa Tártara.
Crema de Pimientos del Piquillo.
Opciones a tener en cuenta:
1 Huevo Duro ó cocido. 
1 Aguacate

   











Preparación:

Lo primero que hacemos es preparar las salsas que vamos a utilizar para bañar los langostinos o el salmón aquí os dejo el enlace de la Salsa Tártara   y de la  Crema de Pimientos del Piquillo , también os dejo el enlace de la  Salsa Mahonesa, que primero hay que hacer, para luego añadir unos pocos ingredientes y convertirla en la Salsa Tartara, sí no os encontráis con animo de preparar ninguna de éstas salsas, aseguraros de comprar alguna con los menores conservantes posibles.
Pelar los langostinos, trocear el salmón y pelar el mango y lonchearlo, si no encontráis mango, podéis poner aguacate, es muy rico, pero os aconsejo probar con mango.
Yo en ésta ocasión he comprado unos pequeños discos de pan tostado y con hierbas , otras veces utilizo crackers, hay infinidad de variedades en el súper elegir la que más os guste, otra opción es partir una rebanada de pan de molde en 4 trozos y tostarla, imaginación al poder.
Luego montar los canapés, haciendo diferentes composiciones, unos de salsa tártara con salmón, otros con crema de piquillos, una pequeña loncha de mango y un langostino encima y  otra opción puede ser con huevo duro salsa tártara y salmón.
Todos ellos sobre las tostaditas elegidas.
Jugar con diferentes composiciones, estas salsas también acompañan muy bien  con aguacate, si no queréis comprar el mango.
Sólo un consejo preparar 2 unidades por persona, luego servir en un par de cuencos las salsas, poner una cesta con tostaditas y una fuente pequeña con más langostinos pelados, mango troceado ó aguacate, para que quien quiera más cantidad se monte así a su gusto el canapé.
La mezcla del mango con la crema de pimientos del piquillo y el langostino es una delicia, probarla y luego me contáis. 
Preparando el mango con la crema de piquillos y el langostinoir

Mezclando Ingredientes para hacer la Salsa Tartara