jueves, 26 de enero de 2017

SUPER BARRA DE PAN DE ESPELTA MUY FACIL



SUPER BARRA DE PAN DE ESPELTA

MUY FACIL 

Queréis preparar una barra de pan gigante, sana, rica y encima, que os dure para varios días, que la podamos utilizar, tanto en los desayunos como en las meriendas, que nos sirva además para preparar ricas  tostas, en fin, que la daremos tantos usos, que nos diremos, ¿por que? no ha llegado antes a mis manos ésta receta.
¡Aviso¡ cuando formemos la barra, parecerá que es una barra tamaño normal, ¡No es cierto¡ colocarla en la bandeja del horno en diagonal, taparla con un paño y dejarla levar, ¿Cuanto? depende de la temperatura que haga de  40 minutos a 1 hora, cuando miramos y vemos que ha crecido, nos decimos, ¡Pero si no es para tanto¡  ¡Jaa¡ meterla a hornear y esperar.
Abajo en la preparación, os cuento los tiempos de levado.
Ahora sólo deciros la diferencía que  hay entre la harina de Espelta la harina de trigo que se usa normalmente.
Seguro que más de uno ha oído hablar de ella, sobre lo buena que es para la digestión, que si es más sana, que si hace menos daño, todo eso es verdad, pero también es verdad que es bastante más cara.
Si comparamos precios, 1 Kilo de harina de trigo en la mayoría de los  súper, nos sale a 45 céntimos, otra cosa, es si se compran harinas especiales, por internet.
Mientras que  la harina de espelta 1 paquete de Medio kilo, su precio es 4 veces más que la de 1 kilo de trigo.
Yo la he encontrado en dos supermercados a buen precio y son el supermercado AhorraMás ó en el del Alcampo, en cualquiera de los dos, el precio es bastante ajustado, en los herbolarios, es muy cara, comparar y valorar, antes de comprar.
Por supuesto quiero explicaros que la harina de espelta, contiene fibra soluble, lo que la convierte, en una aliada a la hora de adelgazar, pudiéndola tomar en toda clase de dietas.
Y lo más importante, ésta harina contiene ácidos grasos esenciales muy necesarios para el cuerpo.
Al tener un contenido muy alto de triptófano, es muy beneficiosa para nuestra salud mental y emocional.
Contiene además los 8 aminoácidos esenciales.
Lo que la convierte en una harina, que es muy buena para nuestro organismo, ya que su composición repara nuestros tejidos y el sistema inmunológico.
¡Ojo¡ Tiene menos gluten, que la harina de trigo, aún así no es recomendable para celiacos.
Con tantas bondades que nos aporta, seguro, que os decidís a probarla, os puedo asegurar que su sabor es muy rico.
¡Y claro que hay que dejar reposar la masa¡ Pero si queremos hacer un buen pan es necesario, aunque en ésta receta, no se necesita masa madre, solo dos levados, aún así si queréis un pan más rápido con ésta misma harina pinchar aquí  Pan de Espelta Súper Rápido. Y os explico como hacerlo.
Por lo tanto si nos tenemos que guiar por su precio es un pan que según el nivel económico familiar,  se puede preparar en más o menos ocasiones, aunque ya os garantizo que mezclándola como yo hago en ésta receta cunde muchisimo. 
Apuntar lo que necesitamos.

Ingredientes:

300 Ml. de Agua Tibia, unos 40º.
16 Gr. de Levadura Fresca o un sobre de la liofilizada, unos 6 Gr.
1 C/P de Azúcar Morena (opcional).
400 Gr. de Harina de Espelta.
100 Gr. de Harina de Fuerza.
10 Gr. de Sal.

Preparación:

Si os habéis dado cuenta, el orden de los ingredientes, no es el convencional, he querido colocarlos así, porque es en el orden, en el que los vamos a utilizar.
Preparamos en una jarra los 300 Ml. de Agua y la ponemos unos 30 segundos en el microondas, la sacamos y añadimos la levadura, elegida, la fresca o la liofilizada de panadero ¡ojo¡ no vale la de royal para repostería, que hay quien lo pregunta todavía.
Disolvemos la levadura en el agua tibia y yo os aconsejo ponerle la cucharadita de azúcar morena, si no se tiene, tampoco pasa nada, pero ayuda a que leve antes, mezclamos y lo añadimos al bol donde tendremos los 400 gr. de harina de espelta y los 100 gr. de la de fuerza, con la pizca de sal, mezclamos con ayuda de una rasqueta, hasta formar una bola, luego volcar en la encimera y amasar, estirando suavemente la harina hacia afuera y luego plegando hacía adentro, amasar unos 10 minutos, si os cansáis, amasar 5 minutos, descansar un rato y volver amasar otra vez luego, no sucede nada por descansar, si os gusta levantar la masa y golpearla sobre la encimera, genial, se echa fuera el estrés, tenemos que formar una bola, manejable, se trata de disfrutar amasando.
Si tenemos amasadora, ponemos gancho amasador y mezclamos primero suavemente, hasta que la harina y el agua se mezclen y luego subimos la velocidad, tiempo unos 6 minutos, hasta que se forme una bola y se despegue de las paredes del bol la masa.
Para nuestro primer levado: Untamos el bol con una pizca de Aceite y metemos la bola de masa, la tapamos y dejamos reposar  ¿Tiempo? en Invierno de 45 minutos a 1 hora ¡Os doy un consejo¡ encender el horno a 50º cuando llegue a esa temperatura lo apagamos y metemos ahí el bol tapado, así sube más rápido, también se puede poner cerca de la calefacción.
Cuando ha duplicado el tamaño y ya tenemos el primer levado, volcamos la masa con cuidado de no rasgarla, en la encimera y metemos los puños suavemente, para quitarle el gas.
Parece, que encoge y todo lo que ha subido se pierde ¡No pasa nada¡ tranquilos, volvemos amasar suavemente un par de minutos plegando la masa estirando suavemente y hacía adentro nuevamente y le damos la forma que más nos guste, que queremos hacer una pan redondo, pues hacemos una bola boleando la masa y luego al final aplastamos un poco y listo.
Si queremos hacer la barra como la mía, primero hacemos una bola y luego vamos haciéndola rodar, hasta conseguir el largo elegido.
Yo puse en la bandeja del horno, una base de silicona ó papel vegetal y puse la masa en diagonal  de esquina a esquina, luego la aplaste ligeramente, como si quisiera hacer una chapata, luego se espolvorea un poco harina por encima y se tapa nuevamente con un trapo.
Este sería el segundo levado de la masa ¿Cuanto tiempo? pues lo mismo de de 45 minutos a 1 hora, yo volví hacer lo mismo volví a encender el horno a 50º grados, luego lo apague e introduje la bandeja dentro.
Cuando vemos que a levado nuevamente, sacamos la bandeja del horno y es el momento de decorar nuestro pan.
A continuación encendemos el horno a 220º calor arriba y abajo.
Mientras se calienta nuestro horno decidimos como decorar el pan.
Si queremos hacer cortes diagonales, utilizar bisturí o cuchillo muy afilado los cortes siempre en paralelo, escalonado, empezando el segundo corte un poco después el primero y el tercero un poco después que el segundo.
Si nos gusta que nuestra barra quede tipo rústica, volver a espolvorear un poco con harina.
Si en lugar de barra se elige opción pan de pueblo, se puede elegir hacer picotazos con la ayuda de unas tijeras afiladas, como dando pequeños cortes al pan.
Cuando el horno tiene la temperatura elegida,  introducimos nuestra bandeja con nuestro pan .
Un consejo meter en la parte de abajo del horno algún envase  con agua abajo para que se haga vapor.
Yo pongo una pequeña flanera abajo del horno, cuando lo precaliento y le pongo unos tornillos dentro.
Luego cuando meto el pan al horno echo un vaso de agua en dicha flanera y sale un golpe fuerte de vapor.
Bajamos la temperatura a 200º.
Tiempo necesario, en mi horno 40 minutos ¿Como sabemos si ya está listo? Lo damos la vuelta y lo golpeamos con los nudillos, tiene que sonar a hueco.
Sacarlo del horno, dejarlo enfriar sobre rejilla y disfrutar de éste magnifico pan tanto como yo.

Agua tibia a 40º levadura disuelta y una cucharadita de Azúcar Morena

Amasando con el gancho amasador

La masa  despegada de las paredes del bol

Ahora la tapamos y dejamos levar por 1ª vez
Así a subido en el 1º levado
Despues de desgasificar, formamos la barra la tapamos y a esperar el 2º levado


 A la hora estaba así de grande ya, ahora la sacamos encendemos el horno y mientras la damos los cortes

Mirar que preciosa barra