jueves, 25 de enero de 2018

BIZCOCHO DE ZANAHORIA Y ARÁNDANOS CON HARINA DE CENTENO

BIZCOCHO DE 

ZANAHORIA

           Y

ARÁNDANOS



       CON

HARINA DE

CENTENO




Cuando comencé a preparar el bizcocho, no tenía claro, si me iba a quedar a mi gusto, he utilizado la harina de centeno para hacer panes, pero para repostería no, es una harina muy sana, con mucha más fibra y nos aporta, magnesio, hierro y mucho más, pero es muy densa y me daba miedo, que el bizcocho quedara seco, pero jugaba con la baza de la humedad que le aporta las zanahorias y los arándanos.
Con lo cual si veis la foto que pongo en los ingredientes más abajo, notaréis que falta la leche, que en un principio, no pensaba ponerla, pero a la hora de mezclar, consideré, que era necesario.
Este bizcocho lo he preparado muy especiado, pero si no os gustan, las ignoráis y listo, por si hubiera alguna duda, las pondré en opcionales, como siempre, que os pongo un ingrediente, que no es indispensable.
Yo le he añadido limón congelado, pero puede ser fresco, pero llevo 2 semanas probando está técnica  ó forma de incorporar el limón y me encanta, además nos da la oportunidad de tener siempre limón en casa, abajo os digo como hacerlo.
Los arándanos los he añadido secos, como si fueran pasas.
Y el bizcocho lo he preparado con una simple minipimer, en esta ocasión no he utilizado mi amasadora.
Con esto os quiero decir, que este tipo de bizcocho lo podemos preparar cualquiera por lo sencillo que es y sin tener que tener utensilios más caros o complicados.
 A por la receta.

Ingredientes:


243 Gr. de Zanahoria Pelada  +- .
3 Huevos Tamaño L.
150 Gr. de Azúcar Morena.
110 Gr. de Mantequilla.
1 Sobre de Levadura Tipo royal unos 15 Gr +- .
Limón Rallado ó en su lugar zumo de Limón. 
250 Gr. de Harina de Centeno.
1/2 C/P de Bicarbonato.
1 Puñado de Arándanos Secos, Tipo Pasas.
OPCIONAL SI OS APETECE: 
1 Rodaja Jengibre ó 1/2 C/P en Polvo.
 1/2 C/P de Canela.
1/2 C/P de Nuez Moscada.
1/2 C/P de Clavo Molido. 


Preparación:

¡Como Curiosidad¡  Desde hace un tiempo compro limones pequeños, los lavo bien, los seco con papel cocina y los guardo en el congelador en bolsas, siempre tengo 3 ó 4 unidades, este limón se añade rallándolo, todo, piel, carne, pipos y da un sabor inigualable a ensaladas, pescados y por supuesto repostería.
1º Se pelan las Zanahorias y se trituran, rallan o parten finamente, como más os guste, yo las he pasado por un pequeño procesador de alimentos, ralladas, quedan muy bien también, yo añadí una rodaja de jengibre fresco aquí, reservamos.
Si no se tiene fresco se puede añadir en polvo sobre la harina, más tarde, ¡Eso si os gusta por supuesto¡
La mantequilla se introduce 10 segundos en el microondas para reblandecerla.
Aprovechamos que la mantequilla está ligeramente líquida y con la ayuda de un pincel mojamos en esta misma mantequilla y pincelamos el molde que vamos a utilizar para el horno y luego espolvoreamos por todas partes con harina y  reservamos. 
Precalentamos el horno a 190º calor arriba y abajo.
En un bol se baten los 3 huevos bien, se añade el azúcar moreno, se sigue batiendo, se le añade la mantequilla que ya tenemos fundida, mezclar y se añade el sobre de levadura, luego se le añade media cucharadita de bicarbonato a la harina y si os gustan la especies se añaden en la harina, media cucharadita de cada una y esta mezcla seca se  añade al bol de los líquidos se sigue mezclando, como comprobé que la masa estaba demasiado espesa, le puse leche unos 100 Ml, un buen chorro, tiene que quedar una masa espesa, pero que se pueda mezclar.
Sobre todo ello se añade las zanahorias y ya se mezcla con un tenedor, pues es demasiado espeso y la minipimer, no puede.
En estos momentos es cuando yo le añado limón congelado rallado, si no se tiene, se puede añadir un chorrito de zumo de limón.
Volcamos toda la mezcla, dentro del bol, que tenemos ya preparado y vamos poniendo por encima los arándanos y con la punta de un cuchillo, los introducimos ligeramente.
Se introduce el molde en el horno, yo lo hago sobre la bandeja de rejilla y en la posición del riel extraíble, en mi horno comenzando por abajo la segunda, oséa una más abajo de la central, se baja la temperatura a 180º.
El mío tarda 50 minutos, yo programo 40 minutos, pincho compruebo y como aún le falta un poco, pero se está dorando demasiado, le pongo papel albal por encima, para que no se tueste y le pongo otros 10 minutos, luego apago el horno, pero con la bandeja extraída un poco y la puerta del horno abierta, le dejo reposando 5 minutos más.
No olvidéis, que cada horno es distinto y hay que pinchar, siempre y comprobar.
Más tarde se saca, se deja enfriar 5 minutos más y se saca del molde y se deja enfriar.
Si os gusta ponerle un frosting al bizcocho, se puede hacer, pero yo quiero un bizcocho nutritivo y sano para mis desayunos o alguna merienda y que no me empalague.
Os animo a prepararlo es deliciosos.