viernes, 12 de enero de 2018

MOUSSE DE MANDARINA




MOUSSE DE MANDARINA

Lo primero desearos un Feliz Año 2018 a todos, quiero comenzar este nuevo año con este postre sencillo y delicioso, que podemos tener preparado con varias horas de antelación, en nuestro frigorífico y es un broche de oro para cerrar una comida familiar en cualquier celebración.
Yo esta mousse la preparé el día 24 de Diciembre por la mañana y la tomamos el día 25  después de la comida de Navidad.
La mousse, tiene que ser una espuma muy ligera en boca; Y son muchos los restaurantes donde te la ofrecen y luego al probarlas, sales defraudado, por comprobar, que en lugar de ser ligera y parecer que cruje al introducir nuestra cuchara, lo que nos ofrecen en la mayoría de las ocasiones es una crema sin más.
Comentándolo con nuestro hijo mayor, que ha vivido más de un año en París, nos explicaba que es muy difícil dar el punto adecuado y que sólo allí, el la había probado autentica.
Cuando la puse sobre la mesa, me dijo ¿Mousse mamá?  ¿Estas segura? Mira que es muy difícil conseguir el punto y yo preocupada, le contesté, creo que lo he logrado, pero pruebe su señoría.
¡El joven en cuestión, nos ha salido bastante crítico¡
Bueno sólo deciros que me puso un notable alto y claro yo no soy francesa y no soy un gran chef, con lo cual os la puedo recomendar con la total seguridad de que quedaréis gratamente sorprendidos.
Os explico la receta. 

Ingredientes: 

10 Mandarinas.
200 Ml. de Nata para Montar al 35'1 % materia grasa.
120 Gr. de Azúcar Blanca.
4 Hojas de Gelatina Neutra. 
2 Claras de Huevo Tamaño L.
Pizca de Sal.
1 Mandarina sin piel más para adornar.

Preparación:

Se preparan todos los ingredientes y se pesa el azúcar.
1º Se pone a hidratar las 4 hojas de gelatina en media jarra de agua a temperatura del tiempo.
2º Se separan las claras de las yemas y se montan las dos claras con una pizca de sal, para que suban bastante, cuando tenemos los picos bien altos paramos y reservamos.
3º Rallamos la piel de 3 ó 4 mandarinas, de las que vamos a utilizar para triturar, lavándolas previamente, reservamos ésta ralladura.
4º El resto hasta las 10 unidades se quitan la cascara a las mandarinas y en un procesador de alimentos las troceamos totalmente, con piel y pipos, ¡tranquilos con esto¡ Luego se cuela todo y queda perfecto.
5º En un cazo ponemos a calentar la nata junto con el azúcar y removemos bien, para que ésta se disuelva  ¡Ojo no tiene que hervir¡ ¡Sólo calentar¡ a continuación se agrega la ralladura de mandarina, que tenemos preparada y mezclamos.
6º Se añade las mandarinas trituradas, pasadas por un colador, mirar foto de más abajo y se mezcla bien todo a fuego muy bajo, para que no hierba y se retira ya del fuego.
7º Escurrimos las hojas de gelatina, sacándolas de agua y se añaden a la mezcla de la nata y mandarinas, mezclándolo todo hasta que se disuelvan ¡Ya retirado del fuego¡
8º Se añade por último las claras montadas a punto de nieve, poco a poco y se mezcla todo de forma envolvente.
9º se preparan los envases donde vamos a presentar nuestra mousse, cuencos, copas, vasitos etc.
10  º Se rellenan hasta donde nos gusten y dejamos enfriar.
Cuando ha pasado 1 hora podemos añadir unos trocitos de mandarina por encima, esos ya sin piel, totalmente limpios y llevamos al frigorífico a enfriar, yo los pongo papel film por encima a cada uno, sin que toque la mousse, sólo tapando por fuera del envase.
Esta mousse es una delicia y está igual de rica 2 ó 3 días después, si os queda alguna.